Noticias

Impacto de los Riesgos Psicosociales en los Trabajadores: La Doble Presencia

13 Marzo 2018

La Dimensión Doble Presencia del Protocolo de Vigilancia de Riesgos Psicosociales se puede entender en términos simples como: Preocupación en las tareas domesticas, Carga de tareas domésticas.

Como vimos anteriormente cualquier factor psicosocial o una mezcla de ellos puede dañar la salud física y mental de un trabajador, a través de mecanismos psicológicos y fisiológicos, independientemente de la personalidad o de las circunstancias personales o familiares. En este caso este factor es uno de los que más se repite dentro de las dimensiones de riesgo, según antecedentes aportados por la SUSESO, desde que comenzó en su aplicación en 2013.

Básicamente esta dimensión busca establecer en qué medida las preocupaciones familiares y/o domésticas afectan la realización de trabajo. También se ha asociado a otros riesgos psicosociales tales como exigencias cuantitativas (cantidad de trabajo y tiempo disponible para realizarlo) y emocionales (asociadas principalmente a empleos de trato directo con personas) que son parte del ámbito de la dimensión de exigencias psicológicas.

Entonces la pregunta del millón es: Desde el trabajador. ¿Cómo mitigar la doble presencia?

Luego que las últimas dos notas hemos expuesto un extenso trabajo teórico al respecto, entregaremos algunos tips ante la extensa pregunta que nos realizan decenas de empresas cuyos resultados precisamente arrojan un nivel de riesgo en esta dimensión.

Eso si, debemos hacer notar que, independientemente de los tips, es importante entender que esta así como el resto de las dimensiones, deben ser abordadas desde una perspectiva sistemica, donde lo principal es entender que fomentar una cultura organizacional de buenos liderazgos, buena comunicación, apoyo y respeto son la mejor manera de proteger de riesgos de este tipo. Por ejemplo ya el hecho de reconocer de las demandas familiares y sociales que cada persona enfrenta, y la posibilidad de flexibilizar horarios, permisos, son herramientas que, indistintamete del género, ayudarán a enfrentar la doble presencia.

Además se ha estudiado que aquellas personas más motivadas con su trabajo o que ejercen en roles directivos, evidencian menor percepción de este riesgo. En efecto, algunas personas refieren que, a pesar del cansancio, por diferentes razones, el trabajo les gusta y no les supone una sobrecarga (Falcon et al.) Esto tiene un nombre pero del cual hablaremos en una próxima nota: Engagement.

Especificamente para que un trabajador(a) pueda tener herramientas para hacerle frente, debe tener en consideración lo siguiente (estos esfuerzos también pueden ser abordados mediante un plan de capacitación):

  • Organiza la responsabilidad del trabajo familiar estableciendo acuerdos explícitos con miembros del grupo familiar susceptibles de asumir tareas. (ej. Parejas)
  • Rompe con los mitos y estereotipos de género.
  • Organiza ayuda formal o informal para tus tareas domésticas.
  • Pide ayuda ayuda formal o informal a tus pares y jefatura para abordar las tareas que te agobien de tu trabajo.
  • Aumenta tu eficacia personal manejando tus emociones y mejorando la comunicación.
  • Contáctate con el propósito de tu trabajo y vive desde el engagement ¿Cómo contribuyo a la sociedad con mi trabajo?
  • Organiza tus finanzas personales para una mayor estabilidad económica, así contar con mayores recursos en caso, por ejemplo, de la necesidad de apoyo doméstico.
Si deseas contar con más información puedes contactarnos en Makalu Consultores, Valores Que Inspiran. Nos encontramos en calle Román Díaz 491 oficina 101, Providencia en Santiago de Chile. Nuestro teléfono es (+56 2) 2481-2020. Nuestro mail es; info@makaluconsultores.cl

Fuente: Makalu Capacitación